¿El mayor asesino en serie de la historia de EEUU? Un hombre confiesa haber matado a 90 mujeres

El FBI investiga la veracidad del testimonio de Samuel Little, de 78 años, que ya cumple condena por otros tres crímenes

por Tu otro diario /


Samuel Little, un exboxeador de 78 años que se encuentra encarcelado en Texas, podría pasar a la historia como el mayor asesino en serie de Estados Unidos. El FBI investiga la veracidad de la confesión de Little, quien ha admitido haber matado a 90 personas entre 1970 y 2005 en 24 estados. Noqueaba y estrangulaba a sus víctimas, que eran mujeres de ambientes marginales cuyas muertes a menudo no se investigaban en profundidad. Los 'federales', que obtuvieron la confesión el pasado mes de mayo durante un interrogatorio, han revelado ahora su espeluznante currículum criminal. 

Samuel Little

Samuel Little ha confesado el asesinato de 90 mujeres (Captura de pantalla de NBC). 

Little fue detenido en 2012 en Kentucky en un albergue de personas sin hogar y trasladado a California para responder por una causa relacionada con drogas. Sin embargo, una vez en Los Ángeles, los investigadores vincularon su ADN con el asesinato de tres mujeres en la ciudad entre 1987 y 1989. Se trataba de las muertes de Carol Alford, de 41 años, Audrey Nelson, de 35, y Guadalupe Apodaca, de 46, tres crímenes que habían permanecido sin resolver durante quince años y cuya pieza clave era Little. En 2014 fue condenado por sus muertes a tres cadenas perpetuas y se le atribuyó un móvil sexual.

RELACIONADO: Más noticias de sucesos en 'Tu Otro Diario'

La investigaciones en torno a Little y su modus operandi no quedaron ahí. El FBI comenzó a revisar sus archivos y encontró nexos con decenas de antiguos crímenes, y en algunos casos pudo además situar a Little en la zona. En concreto había un caso muy claro en Odessa (Texas). "Tenía toda la pinta de que podía ser él y podíamos demostrar que había estado en esa zona durante esa época", explicó el FBI en una nota de la que se hace eco la prensa de Estados Unidos.

Los investigadores se desplazaron a la prisión en la que se encontraba cumpliendo condena para interrorgarle y lograron llegar a un acuerdo: Little quería un traslado de prisión y a cambio estaba dispuesto a contar todo, tal y como explica el FBI: "Repasó cada Estado y cada ciudad, y le dio al agente Holland el número de personas que había matado en cada sitio. En Jackson (Mississippi), una. En Cincinnati (Ohio), una. En Phoenix (Arizona), tres. En Las Vegas (Nevada), una". 

RELACIONADO: Resuelto 37 años después el misterio del crimen de la chica de 14 años Suzanne Bombardier que causó conmoción en EEUU

Desde entonces, los agentes investigadores del caso están comprobando la veracidad de su relato y, antes de hacer pública la historia, el FBI había confirmado ya 34 de los crímenes. De verificarse también el resto se convertiría en el mayor asesino de la historia de EEUU, por detrás de Gary Ridgway, el llamado asesino de 'Green River', condenado por 49 asesinatos. 

Little, un hombre de más de 1,90 metros de altura que creció en el estado de Ohio y que había practicado boxeo, vivió casi siempre una vida nómada, robando para comprar alcohol y drogas. Actualmente se encuentra en silla de ruedas y tiene una afección cardíaca.