Detienen en León a Santiago Izquierdo Trancho, el peligroso preso fugado desde el pasado 30 de julio

El hombre no regresó al centro penitenciario tras disfrutar de un permiso penitenciario

por Tu otro diario /


Santiago Izquierdo Trancho no se presentó el pasado 30 de julio en el Centro de Inserción Social Jesús Haddad Blanco de León donde debía cumplir la condena que le restaba por tres delitos de robo con fuerza. El preso, considerado muy peligroso dado su amplio historial delictivo, ha sido detenido este viernes por la Policía de León después de que intentase huir al percatarse de la presencia de varios agentes. El fugado corrió a través de varios inmuebles, lográndose su detención tras refugiarse en una carbonera, lugar donde fue interceptado.

Santiago Izquierdo Trancho

Momento en el que la Policía detiene Santiago Izquierdo Trancho (@Policia/Twitter)

En el momento de la detención, el prófugo no opuso resistencia, siéndole intervenidos un cuchillo y un destornillador que guardaba entre sus ropas. El preso, disfrutaba de un permiso penitenciario de segundo grado por el que podría desplazarse con sus propios medios desde la cárcel leonesa de Mandilla de las Mulas hasta el Centro de Insercción Social Jesús Haddad Blanco, también en León. Como establece la ley, una vez cumplida la cuarta parte de los tres años y tres meses a los que fue sentenciado en 2015 por su triple delito de robo con fuerza, eligió la opción de pasar el resto de su internamiento en un Centro de Insercción. Ahora, Izquierdo Trancho se enfrentará a una nueva causa por quebrantamiento de condena.

RELACIONADO: Aprovechó un permiso penitenciario para fugarse

El peligroso reo ingresó en prisión por primera vez en 1985 acusado de asesinato, y su historial engrosó después de matar a otro recluso dentro de la cárcel, el secuestro de funcionarios, desacato, agresión o amenazas por lo que llegó a sumar penas de prisión de 138 que ya había cumplido. Además, fue uno de los cabecillas del motín de la cárcel de Herrera de la Mancha en 1991, al tiempo que ha protagonizado numerosos intentos de fuga. 

La huida de este preso, que ya ha sido detenido, se suma a la que protagonizó hace semanas Guillermo Fernández Bueno, condenado por asesinato y violación, al que finalmente capturaron en Senegal tras un permiso penitenciario de siete días. La autoridades pidieron máxima difusión y colaboración ciudadana desde el primer momento para conseguir encontrarlo.