Muere una niña de 10 años en Valencia después de someterse a unas pruebas de alergia

Continúan investigando qué ha podido ocurrir para este terrible desenlace que los médicos consideran 'inexplicable'

por Tu otro diario /


Los hechos ocurrieron el pasado día 10, aunque no se han conocido hasta este jueves. Una niña de diez años fallecía en el Hospital Clínico de València instantes después de haberse sometido a unas pruebas de alergia, informa el diario 'Levante-EMV', que señala que dichas pruebas se le realizaron a la menor aconsejada por su pedriatra. Los médicos siguen investigando cuál ha sido el detonante de este terrible desenlace y esperan que la autopsia determine qué provocó la reacción mortal.

Hospital Valencia

Fachada del Hospital Clínico de Valencia (@GVAhospitalclinic/Facebook)

La niña residía junto a sus padres en el municipio de l'Horta Nord, desde donde su familia la trasladó hasta el hospital para que le practicasen dichas pruebas. Se trataba de los test habituales a las que se someten numerosas personas, por eso los médicos "no se explican qué pudo suceder en el caso de la menor fallecida", indica el diario citando a fuentes de la Consellería de Sanidad.

RELACIONADO: La muerte de una niña que acabó electrocutada mientras intentaba salvar a sus gatitos sobrecoge a Estados Unidos

Según la información a la que han tenido acceso, a la pequeña ya le habían realizado las pruebas y se disponía a salir del centro médico junto a sus padres. Antes de eso fue al servicio y cuando salió informó a su madre de un dolor intenso de cabeza. Después se desplomó. Pese a las maniobras de reanimación, no pudieron hacer nada por salvarle la vida. Su cuerpo ha sido trasladado al Instituto de Medicina Legal para practicarle la autopsia que determine las causas de la muerte.

Según el diario, desde Sanidad han informado de que los médicos ven como "inexplicable" este caso ya que "no ha habido mala praxis en la realización de las pruebas" y "la parada cardiaca fue muy extraña y aparentemente no relacionada con esas pruebas".

RELACIONADO: Otras noticias sobre sucesos en 'Tu Otro Diario'

Las pruebas realizadas son bastante comunes. Se administran 12 alérgenos diferentes, desde lácteos y pescado hasta pólebes y ácaros. El sanitario realiza unas punciones superficiales e introduce pequeñas cantidades de la sustancia. Una vez realizada la prueba, el paciente debe pasar media hora en espera para observar cómo evoluciona la reacción a los alérgenos administrados.