Juana Rivas se enfrenta a cinco años de cárcel por la sustracción de sus dos hijos en Granada

El pasado verano incumplió la orden judicial de entregar a los pequeños a su padre y pasó casi un mes en paradero desconocido. Hoy arranca el juicio contra ella

por Europa Press /


Juana Rivas se enfrenta este jueves a un juicio que decidirá su futuro. Está acusada de sustracción de menores después de que permanecera casi un mes en paradero desconocido con sus dos hijos incumpliendo la orden judicial que le obligaba a entergárselos al padre, el italiano Francesco Arcuri, al que ella acusa de malos tratos. La Fiscalía solicita para ella cinco años de prisión por dos delitos de sutracción de menores y también pide que sea inhabilitada durante seis años para ejercer el derecho de patria potestad sobre los niños, de once y tres años. A su llegada al juzgado acompañada por su abogado y por su hermana, Rivas ha defendido que es "inocente" y que "se va a demostrar muy pronto" porque seguirá "luchando".

Juana Rivas

Juana Rivas (Álex Cámara/Europa Press/Archivo).

El juicio, celebrado en el Juzgado de lo Penal 1 de Granada, sigue adelante depués de que se emitiera el pasado 7 de junio una resolución en la que rechazaba su suspensión, a raíz de que lo solicitara alegando motivos de salud el abogado de Juana Rivas, José Estanislao López, que está de baja por una enfermedad que le impide desplazarse a la vista oral. Un informe médico forense confirmó el pasado 11 de junio su imposibilidad de acudir al juicio, aunque el juzgado ha rechazado que se suspenda por haber otro letrado designado en la causa, Juan de Dios Ramírez. No obstante, éste ha alegado que no ha tenido tiempo para prepararse el juicio y que la acusada quiere que sea el primer abogado quien la represente, motivo por el cual aún no se ha pronunciado el juez, que podría incluso suspender la vista. 

RELACIONADO: Toda la información sobre el caso de Juana Rivas

La Fiscalía sí se ha pronunciado sobre esta posible suspensión y se ha opuesto a la solicitud realizada por la defensa de Juana Rivas por entender que ambos letrados fueron "indistintamente" designados para su defensa. Pese a ello, pide que si finalmente se decidiera suspender el juicio, se realice "un nuevo señalamiento inmediato para la próxima semana".

ACUSACIÓN PARTICULAR 

El italiano Francesco Arcuri, padre de los niños, está personado en la causa como acusación particular y ha solicitado para Juana Rivas, la madre, cinco años de prisión y ocho de inhabilitación para ejercer la patria potestad sobre los niños. Además, el italiano reclama que Rivas le abone una indemnización de 30.000 euros por "los daños materiales y morales ocasionados". Actualmente él se encuentra en Italia, donde reside con los niños desde que se los entregaron a finales del pasado agosto, y tiene previsto declarar por videoconferencia. 

RELACIONADO: 'Mi estrategia como madre es proteger a mis hijos hasta el final de mis días'

Juana Rivas

Juana Rivas emocionada ante la prensa (Gtresonline).

Juana Rivas siempre ha alegado que se fue con sus dos hijos del domicilio familiar de Carloforte (Italia) huyendo de una supuesta situación de maltrato a manos de su pareja, que fue condenado en 2009 por lesiones en el ámbito familiar, una sentencia dictada por conformidad de las partes. En 2016 el italiano volvió a ser denunciado por Rivas, aunque el Juzgado de Violencia sobre la Mujer 2 de Granada rechazó la apertura de diligencias al entender que los hechos habían ocurrido presuntamente en Italia y no forman parte de su jurisdicción. 

El pasado octubre, Juana se reunió por primera vez con sus hijos en Italia desde que los entregó al padre en agosto, una visita que tuvo lugar durante la vista judicial sobre la custodia que se disputa con su exmarido para pasar más tiempo con los menores. En Navidad, Rivas solicitó poder pasar las fiestas con sus hijos y pudo hacerlo, aunque en Cerdeña y no en España como había solicitado. En una de sus últimas declaraciones a la prensa aseguró que su estrategía como madre es proteger a sus hijos "hasta el final" de sus días.