El asesino en serie de Florida actúa de nuevo y mata a su cuarta víctima

Se trata de Ronald Felton, un voluntario del banco de alimentos local que fue tiroteado, como las tres víctimas anteriores, en el barrio de Seminole Heights, en Tampa

por Tu otro diario /


El miedo, la angustia y la desesperación van en aumento en el hasta ahora tranquilo barrio de Seminole Heights, en Tampa (Florida). El asesino en serie que había ya a tres personas ha vuelto a actuar y se ha cobrado su cuarta víctima, un hombre de 60 años, que falleció tras ser tiroteado, en las mismas circunstancias que en las tres ocasiones anteriores, en la misma zona, todo siguiendo el mismo patrón.

La escena del último crimen del asesino en serie, revisada por la Policía de Tampa en busca de pruebas (GTresonline).

La escena del último crimen del asesino en serie, revisada por la Policía de Tampa en busca de pruebas (GTresonline).

La Policía ha informado de que recibió varias llamadas en la madrugada de este martes y envió una patrulla al lugar. Según el portavoz del Departamento de Policía de Tampa, Stephen Hegarty, cuando los agentes llegaron solo pudieron certificar la muerte de Ronald Felton, un trabajador que se había ofrecido como voluntario en un banco de alimentos cercano a la escena del crimen. Todas las muertes, ha contado Hegarty a 'Univisión' están vinculadas entre sí.

RELACIONADO: Pánico en Florida por un asesino en serie que ha matado ya a tres personas

Los vecinos están cada vez más angustiados y las autoridades trabajan sin descanso para tratar de encontrar al autor de estos asesinatos. De hecho, ya han elaborado un perfil y han hecho públicos una serie de vídeos del que creen que es el sospechoso: un hombre negro, delgado, que estaría armado con una gran pistola y que lleva capucha y gorra de béisbol.

Los cuatro asesinatos han tenido lugar en apenas 30 días. El primero fue el de Benjamin Mitchell, de 22 años, cuyo cuerpo sin vida fue hallado el 9 de octubre cerca de la parada donde se bajó del autobús. Dos días después, no lejos de ese lugar, la Policía encontró el cuerpo de Mónica Caridad Hoffa, de 32 años, con un disparo. La tercera víctima fue Anthony Naiboa, de 20 años, hallado muerto de un disparo cuando volvía a su domicilio tras bajarse de un autobús, diez días después de la muerte de la primera víctima. Tras 20 días sin novedades, el asesino en serie ha vuelto a actuar.

El jefe de la Policía de Tampa, Brian Dugan, ha pedido a todos los vecinos que revisen sus armas y que den alerta a las autoridades si les falta alguna, ya que creen que el autor podría haber robado la pistola con la que comete los asesinatos. "Si tiene un arma y está en su casa, quiero que vaya y revise si todavía está allí", dijo. "Verifique que está donde se supone que debe estar, y si no es así, necesitamos que nos llame".

El alcalde de Tampa, Bob Buckhorn, se reunió con la policía el 26 de octubre para dar instrucciones sobre la búsqueda. Según los medios locales, en una de sus declaraciones a los agentes, Buckhorn dijo: "Tráiganme su cabeza, ¿de acuerdo? Vamos a hacerlo". Ahora, después de este nuevo crimen, se espera que el alcalde emita nuevas medidas para tratar de atrapar al autor de estos cuatro asesinatos.