Termina la pesadilla del matrimonio Boyle y sus tres hijos tras cinco años de secuestro por los talibanes

Joshua Boyle, Caitlan Coleman y sus tres hijos (nacidos durante el cautiverio) han sido liberados en una operación del ejército paquistaní tras recibir información de Estados Unidos

por Tu otro diario /


El canadiense Joshua Boyle, la estadounidense Caitlan Coleman y sus tres hijos ya son libres. La familia, que fue secuestrada en Afganistán en 2012 y cuyos hijos nacieron durante estos duros años de cautiverio, esperan en Pakistán para regresar a Canadá en los próximos días. El primer ministro canadienese, Justin Trudeau, ha mostrado su agradecimiento por la ayuda de los países amigos y aliados para la liberación de la familia, que fue posible gracias a una operación del ejército paquistaní con información de Estados Unidos. 

Cordon Press

La familia pidió ayuda en diciembre de 2016 ern un vídeo difundido en redes sociales por los talibanes. (Cordon Press)

La familia liberada, por su parte, ya ha hablado con sus parientes en Canadá. “Josh me ha dicho que está bastante bien para haber pasado los últimos cinco años en una prisión bajo tierra”, declaró su padre al Toronto Star. 

Solo los detalles sobre su liberación resultan estremecedores. Según han contado la operación se desarrolló mientras toda la familia estaba encerrada en el maletero de un coche. “Matad a los rehenes”, fueron las últimas palabras que escucharon antes de que comenzara un tiroteo que terminó con la muerte de los cinco captores que les custodiaban en ese momento y con el que se puso fin a su cautiverio. Josh resultó herido leve de metralla durante la operación.

Durante la conversación con su padre, la primera en mucho tiempo, Joshua para comunicarle que él y su mujer habían tenido un tercer hijo, una niña que ahora tiene apenas dos meses

La última vez que se vio a los Boyle fue en diciembre de 2016, cuando los talibán publicaron un  duro vídeo en el que la Joshua y Caitlan a parecían junto a sus dos hijos y pedían desesperadamente ayuda al gobierno de Barack Obama y a sus sucesor, Donald Trump. Decían que amenazaban con matarlos a todos. 

RELACIONADO: Malala mira al futuro con esperanza mientras rememora el trágico suceso que marcó su vida hace cinco años

La pareja fue secuestrada en 2012 cuando se encontraban en Afganistán durante un viaje por repúblicas exsoviéticas, entre ellas Uzbekistán, Kirguizistán y Tayikistán. Ella se encontraba ya entonces embarazada de su primer hijo. La liberación de los Boyle llega en un momento de tensión entre los gobiernos de Estados Unidos y Pakistán. Washington acusa a Islamabad de dar apoyo a los talibanes con su pasividad, algo que desde paquistán se niega.