El Tribunal de Cuentas da un nuevo paso para que Mas pague los gastos del 9N

Tanto Mas como los exconsellers Francesc Homs, Irene Rigau y Joana Ortega están siendo investigados para determinar si tienen responsabilidad en el gasto de más de 5 millones de euros de dinero público para celebrar la consulta del 9N

por EFE /


El Tribunal de Cuentas ha decidido hoy continuar con el juicio contable al expresidente catalán Artur Mas por la consulta del 9N de 2014, mientras que el Govern ha advertido al Estado de que no podrá frenar el "tsunami democrático" del referéndum previsto para el 1 de octubre.

EFE

El expresidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas. (EFE)

Tanto Mas como los exconsellers Francesc Homs, Irene Rigau y Joana Ortega están siendo investigados para determinar si tienen responsabilidad en el gasto de más de 5 millones de euros de dinero público para celebrar la consulta del 9N.

Vistos los recursos de la Generalitat y los escritos de la Fiscalía y de la Abogacía del Estado, el Tribunal de Cuentas ha desestimado el recurso de la Generalitat y ha emitido otro auto para anunciar que continúa el procedimiento mediante la designación de un delegado instructor, para que determine si debe pagar con su patrimonio los costes del proceso participativo del 9N.

Los costes investigados incluyen los cerca de tres millones de euros invertidos para la adquisición de ordenadores empleados en las mesas de votación, los más de 828.000 para la campaña institucional, el millón de asesoría informática y los 308.000 euros por envío de información.

La Sala de Justicia del Tribunal de Cuentas considera que puede haberse producido "un posible menoscabo del erario debido a la adopción de decisiones de gasto y pago" sin el "suficiente respaldo normativo".

RELACIONADO: Todas las noticias sobre el pulso independentista

Por su parte, el fiscal general del Estado, José Manuel Maza, ha dejado claro que la Fiscalía perseguirá penalmente la compra de urnas para el referéndum catalán, tanto si se hace públicamente como si se hace de manera encubierta, porque a su juicio constituiría un delito de malversación.

Maza ha hecho esta advertencia en declaraciones a Efe después de que el Govern decidiera ayer posponer la compra de las urnas y evitara concretar cómo se llevará a cabo.

Además, ha reconocido que, de celebrarse el referéndum, habría que estudiar si los voluntarios que participen en su organización estarán incurriendo en delito o no.

Tras conocer la decisión del Tribunal de Cuentas y las declaraciones de Maza, el conseller de la Presidencia y portavoz del Govern, Jordi Turull, ha acusado al Gobierno de echar "gasolina al fuego", pero ha avisado de que la reivindicación del referéndum es un "tsunami democrático" y el agua "no se puede frenar".

En un coloquio en Barcelona junto al exlehendakari Juan José Ibarretxe, Turull ha avisado: "Si se piensan que por 5 millones, que toca menos de un euro por catalán, frenaremos la independencia, es para echarse a reír".

Turull ha afirmado que este paso del Tribunal de Cuentas, junto con el aviso del fiscal general del Estado, "anima mucho más a seguir adelante" con el referéndum: "Esto no lo podrán parar".

El exlehendakari Juan José Ibarretxe ha afirmado que "España no tiene un problema con Cataluña, sino con la democracia", y ha llamado a que el referéndum del 1 de octubre sea una "fiesta".

Desde la oposición, el portavoz de Ciudadanos en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha denunciado que la "opacidad" del Govern en el proceso para la compra de urnas es "incompatible con la democracia".

RELACIONADO: Ya hay nuevo director para los Mossos d'Esquadra tras la dimisión del anterior por 'motivos políticos'

Por su parte, el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, ha lanzado un aviso a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de cara a la posible implicación del Ayuntamiento en el referéndum: "No podremos colaborar con un gobierno que se salte la ley, ni en Barcelona ni en ninguna parte, aunque creo que eso no se producirá".