Vuelco inesperado en la sentencia del juicio por el crimen de Isabel Carrasco: absuelven a Raquel Gago de asesinato

Pese a que el jurado popular la declaró culpable de asesinato en su veredicto, la sentencia condena a la agente de Policía Local a solo 5 años solamente por encubrimiento y tenencia ilícita de armas y la absuelve del delito de asesinato.

por Tu otro diario /


La Audicencia Provincial de León ha absuelto a la agente de Policía Municipal Raquel Gago del delito de asesinato que causó la muerte a la presidenta de la Diputación provincial, Isabel Carrasco, lo que contrasta con el veredicto del Jurado Popular, que determinaba que la agente era también culpable de asesinato.

Pool/Europa Press
Raquel Gago, Trinidad Martínez y Montserrat González (Pool/Europa Press).

Por otro lado, la sentencia condena por el asesinato de la dirigente 'popular' a Monserrat González y Monserrat Triana Martínez, madre hija. A la primera, se le impone la pena de 19 años de prisión como autora de un delito de asesinato más otros tres años por delito agravado de tenencia ilícita de armas, 22 años en total.

Para Triana, se imponen penas de 17 años y seis meses como cooperadora necesaria en el delito de asesinato, así como otros dos años y medio por delito agravado de tenencia ilícita de armas, lo que suma un total de 20 años de cárcel.

En cuanto a la agente de Policía Raquel Gago, el tribunal ha pronunciado su absolución del delito de asesinato y solo estima un delito de encubrimiento, por lo que impone una pena de tres años de prisión, a lo que se suman otros dos años como autora de un delito agravado de tenencia ilícita de armas.

El presidente del Tribunal del Jurado, Carlos Javier Álvarez, argumenta su decisión en que las proposiciones a las que el jurado tuvo que responder fueron "incorrectas técnicamente" en el caso de Raquel Gago y llega a decir que esto resulta "evidente" porque se la declaraba culpable de asesinato y a la vez culpable de encubrimiento, algo que no es posible.

Además de estas penas, impone a Triana y a Montserrat la prohición de acercarse a la pareja y a la hija de Isabel Carrasco durante 25 años, la obligación de indemnizar a cada uno de estos dos familiares de la víctima con 75.000 euros y el deber de sufragar las costas procesales.

Las dos condenadas por asesinato deben permanecer en prisión y tanto ellas dos como Raque Gago ya han anunciado su intención de recurrir esta sentencia.