PROTAGONISTAS

El gesto de Tanner con su compañero de clase te emocionará

Brandon va en silla de ruedas y el modelo que usaba era antiguo, y por ello, Tanner quiso sorprenderle esta manera

por Tu otro diario /


Brandon Qualls es un estudiante que utiliza una silla de ruedas para moverse. Se trata de modelo algo anticuado y necesita que alguien la empuje manualmente para recorrer los pasillos que hay entre clase y clase. Un compañero suyo en el colegio de Arkansas, Tanner Wilson, quería ayudarle y decidió cómo hacerlo. Durante dos años ha trabajado a tiempo parcial en un taller mecánico y con los ahorros conseguidos compró ha comprado una silla de ruedas eléctrica para su amigo.

gestocompanerofb

Brandon y Tanner (Caddo Hills School District /Facebook).

Además, quiso sorprenderle dándosela delante de sus compañeros de clase. Brandon reconocía en declaraciones a ‘News9’, según se recoge en edition.cnn.com, que cuando entraron su cara estalló. “Lloré por todas partes. Pensé: 'Vaya, no puedo creer que haya hecho eso por mí'… Era mi sueño tener una de éstas… Y mi sueño se hizo realidad”, decía.

Tanner, por su parte, trataba de quitarle importancia a lo hecho. “Simplemente ha sido un muy buen amigo y quería hacerle un favor”, explicaba. Y añadía que sintió que debía hacerlo: “él siempre ha estado ahí para mí”. Colleen Carmack, la madre de Tanner, explicaba que la repercusión que ha tenido el gesto de su hijo le ha hecho estar animado y sonriente. Resaltaba también que se trata de dos niños maravillosos que “hablan mucho de coches, camiones y ese tipo de cosas”. Está muy orgullosa de ambos y cuando se le pregunta si le sorprendió el comportamiento de Tanner, contesta que no porque siempre está pendiente de los demás. 

 

De cara al futuro a Colleen le gustaría que Brandon pudiese tener un coche para llevar la silla porque el que tienen sus padres ahora no puede transportarla. Tanner tiene un deseo: “que la gente se preocupe más por los demás”. Y cuenta que cuando sus compañeros de clase le preguntan si ha valido la pena su gesto les responde que “sí, al 100 por cien”.

RELACIONADO: Una ola de solidaridad para salvar la vida del pequeño Oscar, un niño de 5 años con cáncer

Mientras, Brandon está tratando de acostumbrarse a su nueva silla. Aunque reconoce que aún golpea alguna puerta dice que “es increíble”.