MUNDO SINGULAR

Tizón, el 'Billy Elliot perruno' de la sierra de Madrid

Este mastín negro es un viejo conocido del Servicio de Emergencias de Madrid. Interpreta tan bien que lo que puede parecer una triste historia de abandono animal tan solo es una artimaña del perro para conseguir caricias y comida. ¡Es todo un actor!

por Tu otro diario /


Es un mastín negro, trabaja como pastor de ovejas y se llama Tizón, aunque su verdadera pasión es la interpretación.

Varios tuits desde la cuenta de Manuel Delgado, un experto en Márketing, le han servido para catapultarse a la fama y para demostrar al mundo que es todo un especialista en desarrollar su papel favorito: hacerse el muerto.

perroTWITTER

Tizón utiliza la técnica de desplomarse para conseguir comida y caricias (@manueldelgado/Twitter)

 

Aunque hemos podido saber que ya había llamado la atención de otros, no ha sido hasta que se lo encontró Manuel cuando su historia ha dado la vuelta por el mundo de las redes sociales.

RELACIONADO: Más increíbles historias en Mundo Singular

El pasado domingo, el experto en Márketing estaba dando un paseo por Navacerrada (Madrid), cuando se encontró con el animal tirado en el suelo, como si algo malo le hubiera ocurrido, acompañado por dos personas.

Alertado, Manuel, preguntó a la pareja si todo iba bien, a lo que respondieron que el perro estaba caminando hacia ellos cuando, de pronto, se desplomó.

Después del intento fallido de ponerse en contacto con el dueño del perro según en número de teléfono que figuraba en su placa, Manuel decidió llamar al 112 para avisar de la situación. Y en ese momento la historia comenzó a dar un giro bastante inesperado.

Desde Emergencias, lo primero que le preguntaron era si se trataba de un mastín negro, a lo que Manuel contestó que sí. “Ah, bueno, pues a ese perro no le pasa nada”, contestaron desde el teléfono, según contaba incrédulo el hombre a través de su perfil de Twitter.

 

¡Conocían a Tizón! A partir de ahí la situación siguió tomando un rumbo bastante irreal. Desde emergencias le contaron que casi a diario llaman diferentes personas contando la misma historia, ¿por qué? Porque Tizón es un pícaro actor que utiliza sus dotes con el fin de lograr una dulce recompensa en forma de comida y caricias, y ellos lo saben.

Alucinando, como es normal ante esa situación, Manuel siguió escuchando las indicaciones de Emergencias. Ellos le contaron que si se alejaba unos metros, el perro se levantaría y se marcharía tan campante, porque “no le pasa nada”.

Y efectivamente, Manuel Delgado se alejó y comprobó que lo que le decían era cierto. “Con solo alejarte unos pasos, se incorporaba. Te volvías a acercar y volvía a su numerito de víctimas de atropello”.

 

Sorprendido y a la vez feliz porque el animal estuviera sano y solo se tratase de un truco para conseguir comida, el experto en Márketing se marchó del lugar, no sin antes apodar al mastín como “El Billy Elliot de la sierra de Madrid”. “Le dijeron que debía ser pastor, pero él quiere ser actor”.

Un animal con mucho cerebro y tablas de actor.