El pequeño cambio que ha hecho felices a los ancianos de esta residencia y que te encantará

Recrean la entrada de sus hogares, como si estuvieran en casa

por Ediziones / Tu otro diario /


A veces un simple gesto, un detalle, puede hacer nuestra vida significativamente mejor. El cambio que se efectuó en esta residencia de ancianos en Holanda fue de calado: una empresa llamada True Doors, dedicada a la fabricación de vinilos, reprodujo exactamente las puertas de los hogares de los pacientes.

Después los colocaron en las puertas de los cuartos de los pacientes, con este fantástico resultado:

True Doors

Aunque sus puertas no fueran las más elegantes a ellos son las que más les gustan. (True Doors)

Los pacientes se muestran sonrientes y relajados, con la sensación de estar de nuevo en su casa.

True Doors

La puerta de nuestra casa siempre nos hace sentir a gusto. (True Doors)

"Home begins with the door" (Un hogar empieza por la puerta) es el lema de esta empresa que se dedica a recrear puertas de casas en vinilos adhesivos con fines no solo estéticos o decorativos.

True Doors

La empresa regaló 22 vinilos a la residencia. (True Doors)

Muchos de los pacientes no solo tienen que afrontar un cambio de entorno que a veces resulta duro, sino que además padecen dolencias como la demencia senil o el Alzhéimer. La puerta de su casa les sirve para sentir una mayor seguridad y para reforzar su memoria.

True Doors

Además de darles mayor seguridad les sirve para reforzar su memoria. (True Doors)

True Doors regaló 22 vinilos decorativos de puertas a esta residencia. 17 de ellos, fueron pegatinas de su catálogo y 5 de ellas fueron recreaciones de las puertas de las antiguas viviendas de alguno de los pacientes.

True Doors

No es la primera vez que se hacen iniciativas para humanizar centros de estas características. (True Doors)

El concepto es similar a lo que se implementó en el Lantern Care Home en Ohio, donde su fundador, Jean Makesh, hizo una réplica de todo un pueblo de 1940.