Google despide al ingeniero que cuestionó la capacidad de las mujeres que trabajan en la empresa tecnológica

James Damore cuestionó la capacidad de sus compañeras en un memorándum de distribución interna que desató la controversia en la compañía

por EFE /


Desde que James Damore planteara, en un memorándum interno el pasado fin de semana, que las mujeres no están igual de capacitadas para desempeñar ciertas funciones, las críticas hacia el ingeniero y hacia Google no han cesado. Por eso, el gigante tecnológico ha tomado cartas en el asunto y ha despedido a Damore.

Google

El gigante tecnológico Google ha despedido al ingeniero James Damore por cuestionar la capacidad de sus compañeras (Cordon Press)

En el citado documento interno, titulado 'La cámara de resonancia ideológica de Google', el ahora ex empleado de Google exponía sus ideas en las que cuestionaba las consideraciones sobre diversidad de género de la empresa, cuyo máximo responsable, Sundar Pichai, considera contravienen los valores de la empresa.

RELACIONADO: La sorprendente historia de Sundar Pichai, el CEO de Google que se ha alzado contra Trump

En una comunicación a todo el personal y luego difundida a través de la cuenta oficial en Twitter, Pichai sostiene que dichas valoraciones violan el código de conducta de la compañía y opina que ha "cruzado una línea al promover estereotipos de género que causan daño en nuestro centro de trabajo".

Para el primer ejecutivo de la empresa californiana esas manifestaciones no están bien y son "ofensivas"; sin embargo, el despedido de The Alpabhet Inc., empresa de la que Google es subsidiaria, proclama en su correo electrónico a Bloomberg que ha sido despedido "para perpetuar los estereotipos de género".

No obstante, el máximo ejecutivo de Google, que precisa que estaba de vacaciones tras un viaje de trabajo por África y Europa y reconoce las turbulencias en el seno de la empresa por la controversia, asegura que fomentará la libre expresión de ideas, pero con respeto al código ético de la compañía.

La división interna ha obligado a Pichai a cancelar sus vacaciones y reincorporarse hoy, según señala en su comunicación a los empleados de la firma.

La propagación del documento el pasado fin de semana suscitó críticas y obligó a la recientemente nombrada vicepresidenta de Diversidad, Integridad y Gobernanza de Google, Danielle Brown, a pronunciarse.

Brown, que defendió la diversidad y la inclusión como valores esenciales en el éxito empresarial, concedió que, para crear un "entorno abierto e inclusivo", las personas con opiniones políticas diferentes deben sentirse seguras a la hora de expresarse.

No obstante, en el caso de Google, matizó que ese discurso "debe alinearse con los principios de contratación igualitaria" que rigen las leyes y políticas antidiscriminatorias y el código de conducta interno.

RELACIONADO: Google 'se moja' en la defensa de los inmigrantes frente a Trump

Extrabajadores del gigante tecnológico destacaron en diferentes redes sociales, desde Twitter hasta Medium o la plataforma privada Blind, que el artículo también ha encontrado un cierto número de apoyos, algo que refleja la cultura que Google intenta cambiar.

"Cambiar una cultura es duro y, a menudo, incómodo, pero firmemente creo que Google está haciendo lo correcto y por eso tomé este trabajo", dijo Brown, que remitió a las estadísticas demográficas de la firma.

En conjunto, Google emplea globalmente a un 31 % de mujeres, proporción que se reduce al 20 % en puestos relacionados con la tecnología y al 25 % en los de liderazgo, según datos de enero.