Cataluña celebra hoy una Diada marcada por el órdago independentista del 1-O

La ofrenda floral al monumento a Rafael Casanova por la mañana y la manifestación convocada para la tarde marcan una jornada festiva y reivindicativa centrada en la defensa del referéndum del 1-O

por EFE/Tu Otro Diario /


Unas 400.000 personas se han inscrito para participar en la manifestación de la Diada de Cataluña en el centro de Barcelona, organizada por la Asamblea Nacional Catalana (ANC), según informa la entidad independentista en un comunicado. La plaza de Catalunya y la confluencia entre el Paseo de Gràcia y la calle Aragó han empezado a acoger los primeros preparativos de la marcha de esta tarde, una manifestación que, junto con la oferta floral de esta mañana ante el monumento a Rafael Casanova marca los actos festivos y reivindicativos del 11 de septiembre en Cataluña.

Una imagen de la celebración del pasado año (EFE).

Una imagen de la celebración del pasado año (EFE).

La defensa del referéndum y del derecho de autodeterminación marcaron también anoche el acto institucional de Generalitat y Parlament con motivo de la Diada de Cataluña, una cita que ha tenido como eje los Derechos Humanos y la lucha por la "libertad", con homenajes a Rosa Parks y diversos colectivos.

El Born Centre de Cultura i Memòria de Barcelona fue el escenario del acto institucional en la víspera de la Diada, marcado irremediablemente por la proximidad del referéndum del 1 de octubre convocado por el Govern y suspendido por el Tribunal Constitucional. El evento ha arrancado de forma solemne con el presidente catalán, Carles Puigdemont, y la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, pasando revista a la formación de gala de los Mossos d'Esquadra junto al mayor de la policía autonómica catalana, Josep Lluís Trapero, de los más ovacionados previamente a su llegada.

RELACIONADO: Más noticias sobre el desafío catalán

Y el "Cant de la Senyera", interpretado por la Orquesta de Cámara de Terrassa 48 y el Coro de Cámara Anton Brükner, mientras se alzaba una bandera catalana de grandes dimensiones, ha dado paso al contenido más teñido de política, bajo el eje de la libertad y los derechos humanos, a través de actuaciones musicales y lecturas.

Ya en el propio cartel diseñado para la ocasión destacaba la palabra "11LLIBERTAT" (Libertad), en el que el 11 y las dos 'eles' iniciales (LL) formaban un efecto espejo en un juego gráfico que, a su vez, simboliza las cuatro barras de la bandera catalana.

Partiendo de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de Naciones Unidas, el acto ha rememorado entre otros "el sencillo gesto" de Rosa Parks cuando no cedió en EEUU su asiento del autobús a una persona de raza blanca, la lucha de las primeras sufragistas para el voto femenino, el feminismo o la historia de Neus Català en los campos de exterminio nazis, todo a través de interpretaciones y lecturas de cartas o declaraciones de dichas personas y proyecciones de vídeos e imágenes en la fachada del Mercado del Born.

También la lucha por la dignidad LGTBI, la crisis de refugiados en el Mediterráneo, el rechazo a la guerra y la defensa de la libertad de expresión de la periodista rusa Anna Politkóvskaia.

Se ha denunciado la "larga tradición de ataques al catalán" desde el Estado, con lecturas de reales decretos de 1902, leyes de 1716 o 1805, cartas del gobernador civil de Barcelona de 1940 o unas abucheadas palabras del exministro de Educación José Ignacio Wert sobre "españolizar a los niños catalanes", puestas como ejemplos de "la voluntad de genocidio cultural y la ridiculez más esperpéntica".

Y especialmente emotivo ha sido el minuto de silencio guardado en memoria de las víctimas de los atentados yihadistas en Barcelona y Cambrils del pasado 17 de agosto.

Pero ha sido el llamamiento en defensa del derecho de autodeterminación de los pueblos lo que ha marcado claramente el acto en su recta final. "Ahora mismo está entre nuestros derechos ejercer el principal derecho de toda colectividad, el de autodeterminación", se ha leído entre gritos de independencia.

La cita ha finalizado con el himno de "Els Segadors" y gritos de "Independencia" y "¡Votaremos!" entre un público en el que ha habido una nutrida presencia política, con consellers, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y numerosos representantes de partidos independentistas, además del líder del PSC, Miquel Iceta, o Joan Josep Nuet (SíQueEsPot); no así Cs o PP, que rehusaron asistir.

 

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema

Para poder comentar necesita ser usuario registrado de hola.com

Regístrate para comentar