Estilo de vida y tiempo libre

Uvas, chocolates, mandarina o "gusanitos" en el ensayo del reloj de Sol

Uvas, chocolates, mandarina o

Madrid, 30/12/2011 (EFE).- La "precisión" con la que marcha el reloj de la Puerta del Sol, en Madrid, ha sido comprobada al mediodía de hoy con una prueba durante la cual decenas de personas han hecho su propio "ensayo" de las campanadas con uvas, bolas de chocolate, gajos de mandarina o "gusanitos".

Pedro Ortiz, de la Casa Losada, la encargada desde 1997 de mantener a punto el reloj, ha explicado a Efe que el ensayo de "sonido y precisión" fue superado correctamente.

Ha sido el primero de los dos ensayos previstos para hoy del reloj de la Puerta del Sol, que, como todos los años, marcará a la medianoche de mañana sábado, día 31, las campanadas que anunciarán el fin de 2011 y el comienzo de 2012.

Según Ortíz, el mecanismo funciona a la perfección y en el ensayo de esta medianoche será puesto a prueba, además, el descenso de la bola del reloj que da comienzo al proceso.

Como todos los años, decenas de personas se congregaron en frente de la antigua Casa de Correos, en la Puerta del Sol, la actual sede de la Presidencia del Gobierno de la Comunidad de Madrid, en cuya fachada está instalado el popular reloj.

Cinco chicas -Sara, Paula, Alicia, Inés y Ana-, cuatro de ellas de Campo Real y otra de la localidad vecina de Valdilecha, tienen su "tradición" de viajar cada 30 de diciembre a Madrid para pasar el día en la capital y seguir de paso las campanadas de prueba.

"El año pasado seguimos las campanadas con patatas", han explicado poco antes de hacerlo este año, esta vez con pequeñas bolas de chocolate.

La madrileña Begoña Martín y varios miembros de su familia, adultos y niños, han hecho su ensayo con gajos de mandarina como homenaje a una de las mujeres del grupo que ha acudido a visitarles desde Gandía.

Más tradicional ha sido una pareja de Móstoles, Laura y Fernando, que ha tomado las doce uvas y "tal vez" las tomen otra vez esta noche, pues desde hace años acuden a los ensayos porque les parece "muy divertido".

Entre las decenas de personas que tomaban las uvas o alguna otra cosa había una pareja, Natalia y Raúl, casados en septiembre pasado y a quienes sus amigos le hicieron prometer que si querían regalo de boda tenían que acudir hoy al ensayo de las campanadas.

La mayoría de los asistentes a la prueba del reloj han explicado que lo hacen por divertirse y para que los niños "vivan la experiencia", pues prefieren seguir las campanadas "reales" en sus hogares y, eso sí, siempre con uvas.

Como en años anteriores, se espera que al ensayo de las campanadas de la próxima medianoche acudan cientos de personas, "casi igual número" -ha explicado el relojero Pedro Ortiz- de las que suelen congregarse en la Puerta del Sol los días 31, en el momento de las campanadas de fin de año.

Cada 31 de diciembre Televisión Española (TVE) transmite en directo las doce campanadas de este reloj, a cuyo compás casi el país entero toma igual número de uvas, una tradición que se mantiene desde hace 102 años.

Añadir comentario

Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen:



  • Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema
  • Por favor, céntrate en el tema
  • Por favor intenta escribir sin faltas de ortografía, antes de publicar un mensaje lo corregimos, si no tienes falta es más posible que se publique
  • Escribir todo el mensaje en mayúsculas se interpreta como gritar, no publicamos mensajes escritos completamente en mayúsculas