PROTAGONISTAS

Una familia entera se salva de morir ahogada gracias a 80 bañistas que se unieron en una cadena humana

Su gesta ha dado la vuelta al mundo y tuvo final feliz. Los ocho miembros de la familia Ursrey que estuvieron a punto de ahogarse agradecen la rápida intervención de los veraneantes

por Tu otro diario /


Hay historias que reflejan la mejor cara del ser humano en un mundo cada vez más individualista. Y una de ellas es esta, que ocurrió en una playa de Panama City, en el noroeste de Florida, cuando la familia Ursrey se vio en unos minutos presa de una corriente de resaca en el mar que les hacía imposible regresar a la playa.

La cadena humana que salvó a la familia Ursrey (Twitter).

La cadena humana que salvó a la familia Ursrey (Twitter).

Fueron Noah y Stephen, de 11 y 8 años, los primeros que pidieron auxilio al verse arrastrados por la corriente que les alejaba más y más de la orilla. Sus gritos hicieron que Roberta, su madre, y Albert, su padre, se metieran en el agua para intentar salvarlos, como lo hizo también su sobrino Justin y otros dos miembros de la familia. Todos fueron arrastrados por la misma resaca que ponía en peligro a los niños.

RELACIONADO: Más historias de solidaridad y buenas acciones en 'Tu Otro Diario'

Desde la orilla, otros bañistas observaban la escena y decidieron tomar cartas en el asunto. Posiblemente conocedores de las corrientes que tienen lugar en esa playa, no se metieron en el agua sin más, conscientes de que eso podría complicar aún más las cosas. No. Lo que hicieron fue formar una enorme cadena humana, en la que participaron hasta 80 personas, que permitió llegar hasta la asustada familia y devolverlos a todos sanos y salvos a la playa.

Una gesta que ha dado la vuelta al mundo y que habla de solidaridad y de ayuda, dos valores que toda la familia Ursrey han elogiado cuando han contado al Panama City News Herald cómo vivieron esa terrible experiencia. El padre, Albert, ha dicho que es terrible ver "cómo estuve a punto de perder a toda mi familia en un minuto" y ha agradecido la rápida intervención de los bañistas.

"Si pudiera encontrar a cada una de las personas que participaron en la cadena les daría las gracias, porque sin ellas no lo hubiéramos logrado", dice Albert, que habla sobre el valor de la acción de los veraneantes: "Ver a personas de distintas razas y géneros poniéndose en acción para ayudar a unos extraños es absolutamente asombroso".

Este susto tuvo lugar como consecuencia de una corriente de resaca, que es un estrecho canal de agua que se mueve a gran velocidad y se forma por el retroceso de las olas tras tocar la orilla. Las autoridades estadounidenses aseguran que el 80% de los rescates que se producen en las playas cada año son por este fenómeno, que se cobra cada año la vida de unas 100 personas, según sus estimaciones.

 

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema

Para poder comentar necesita ser usuario registrado de hola.com

Regístrate para comentar